Quiero conocer – 5081

A través de esta, se regula la recopilación y uso de la información que el usuario suministra por medio de nuestro website. El PANI mantiene cuentas oficiales en diversos sitios web de terceros, como lo son los perfiles oficiales en redes sociales Facebook, Youtube, etc. Sin embargo, debido a las características de la tecnología utilizada en Internet, el PANI no puede garantizar continuidad en el servicio. Recolección y uso de la información. El PANI dispone de una base de datos interna dentro de la cual se registra mi información personal de acceso restringido y de acceso irrestricto, con el fin de contar con datos veraces y suficientes de los usuarios, para identificar a las personas que realicen solicitudes de información u otros servicios. La base de datos en que se incluyen mis datos personales solo puede ser consultada por colaboradores del PANI debidamente autorizados.

Jorge Flores Fernández – Septiembre 2010

Denial tienen validez legal y son complementarias a las normas generales de aprovechamiento, las reglas del servicio, que pueda tener cada website o aplicación online. Si no se respetan, se pueden causar molestias y la persona responsable puede ser ignorada e incluso repudiada por el resto de la ayuntamiento de usuarios. Son pautas que facilitan la comunicación y la convivencia dactilar. Las hay generales para Internet o específicas para los chats, los foros, los blogs… Son convenios que cambian con el paso del tiempo exigido a la evolución de la Burgundy y sus aplicaciones y, por presunto, al cambio en las características e intereses del conjunto de usuarios que las comparten. La Netiqueta Joven para Redes Sociales ofrece pautas para la convivencia online y sirve de alusivo para el ejercicio de la nacionalidad digital. No se trata de una lista de consejos de seguridad para evitar riesgos propios o ajenos.

#5: Robo o pérdida de dispositivos

Te presentamos los 5 riesgos que cheat mayor probabilidad pueden llegar a afectar la privacidad de tu información. La evolución de la forma en que interactuamos en la red y compartimos nuestra información, ha cambiado la expectación de privacidad de nuestros datos en Internet. Los dispositivos de almacenamiento actuales tales como USB o discos duros externos sumados a smartphones y tablets con gran capacidad de almacenamiento hacen de este riesgo algo mayor. Para muchos la idea de perder sus fotografías, videos, archivos personales y laborales por la pérdida de su aparato es una idea escalofriante y congruo presente. Pero el precio que pagamos al entregar nuestra información es una cuestión que deberíamos tener presente.

0 comentarios

Dirigir un comento